• on 7 julio, 2022

Arzobispo de Morelia, Mons. Carlos Garfias, ordena diácono a legionario de Cristo

El sábado 2 de julio se llevó a cabo en la catedral de Morelia, Michoacán, la ordenación diaconal del P. Saúl Gutiérrez, L.C. La misa fue presidida por Mons. Carlos Garfias Merlos, arzobispo de Morelia y concelebrada por el P. Alberto Simán, L.C., director territorial de los Legionarios de Cristo en México y Centroamérica; el P. Sergio Rosiles, L.C., director local del Regnum Christi en Morelia; acompañados de otros sacerdotes legionarios del territorio.

El P. Simán presentó a Saúl Alejandro Gutiérrez Carrillo ante el Arzobispo y le pidió concediera el orden diaconal.

 

En su homilía, Mons. Carlos Garfias se dirigió a los presentes: “Queridos hermanos sacerdotes, estimados miembros de los Legionarios de Cristo y de todo el Regnum Christi; apreciables familiares y amigos de nuestro hermano Saúl Alejandro. Querido Saúl Alejandro, hoy que recibes la ordenación diaconal, a todos les saludo con afecto en Cristo nuestra paz”.

“La Iglesia se alegra y se regocija con la ordenación de este nuevo diácono que colaborará en la evangelización, sobre todo ofreciendo consuelo, esperanza, fortaleza, comunión, servicio y paz en nuestra Iglesia, en especial su comunidad religiosa de los Legionarios de Cristo”, y añadió “los invito a contemplar con toda la Iglesia el amor que Cristo nos tiene al seguir suscitando en su pueblo a más jóvenes valientes que desean consagrar su vida al anuncio del Evangelio y el servicio a sus hermanos a través de orden del diaconado”.

Después Mons. Garfias se dirigió al nuevo diácono: “Saúl Alejandro, a ti te invito a experimentar al igual que los primeros discípulos de Jesús, la elección que dios te ha hecho para que vayas por los caminos del mundo permaneciendo unido en la Iglesia de Cristo, continúes contemplando la Gloria de Dios, el amor de Dios e ilumines a tus hermanos para construir una civilización donde se viva el amor y la paz. En medio de una sociedad tan lastimada por el flagelo de la violencia y la inseguridad, sé él rostro de Dios, que transmitas su misericordia para hacer presente a Cristo con nuestros hermanos que sufren y han sido víctimas de la violencia”.

Posteriormente reflexionó sobre las lecturas y el Evangelio del día: “Todos los que recibimos la unción del Espíritu Santo en nuestra ordenación como diáconos, presbíteros u obispos, hemos sido sellados por ese mismo espíritu y así como Dios daba su espíritu a través del profeta Moisés, así también nosotros los consagrados en el orden ministerial recibimos de Cristo el espíritu sacerdotal para cumplir la misión de llevar a los pobres la Buena Nueva, anunciar la liberación de los cautivos, la curación a los ciegos y la libertad a los oprimidos por el peso de sus pecados”.

“El Evangelio de san Mateo te invita a considerar el servicio como algo esencial del discípulo de Cristo. Es fundamental comprender que servir es darse a sí mismo, ser generoso para darse a los demás. El señor hoy te ungirá con su espíritu para ser servidor a imagen y a ejemplo de Jesús, que no vino a ser servido sino a servir”.

Finalmente, el arzobispo de Morelia pidió la intercesión de María, nuestra señora de la salud; San Bernabé de Jesús Méndez Montoya; y el venerable Tata Vasco de Quiroga, “por Saúl Alejandro y todos nosotros para que Jesús, a través de ellos, conceda muchas vocaciones sacerdotales para los Legionarios de Cristo y para el Regnum Christi; para que pastores y ovejas crezcamos día a día en santidad y se vea reflejado en nuestro compromiso de servir construyendo la justicia y la paz”.

Posterior a la homilía se realizó el rito de ordenación diaconal en donde quien está por ser ordenado expresa libremente su compromiso de vivir consagrado al servicio de la Iglesia, imitando la vida de Cristo y promete vivir en obediencia al obispo y al superior legítimo. Mons. Carlos Garfias pidió la intercesión de los santos por el nuevo diácono, mientras éste se postró para orar. Posteriormente le impuso las manos y realizó la plegaria de la ordenación diaconal. Finalmente el diácono fue revestido con la estola diaconal y la dalmática, manifestación visible del ministerio que ejerce a partir de este momento en la liturgia.

El P. Saúl fue acompañado por su familia, amigos, hermanos legionarios y miembros del Regnum Christi a quienes dedicó unas palabras al finalizar la celebración: “Vengo a dar testimonio del amor y la fidelidad de Dios. Él me llamó y me mantuvo firme con su gracia en estos años y aquí estoy. Gracias a mis papás, a mis hermanos, a los presentes y a los que no pudieron estar. Me siento muy afortunado de ser parte de la familia de los Legionarios de Cristo y de compartir este carisma”, finalmente pidió a los presentes oración por su nueva misión y por las vocaciones.

 

Puedes ver la ceremonia completa en el siguiente enlace https://www.facebook.com/regnumchristimx/videos/1461061681076465

 

Semblanza del P. Saúl Alejandro Gutiérrez Carrillo, L.C.

Nació el 14 de mayo de 1992 en Irapuato, Guanajuato. Ingresó al Centro Vocacional del Ajusco en el 2004 y al año siguiente fue enviado a la apostólica de Ontaneda, España. Recibió la sotana en el 2008 en Salamanca, España y ahí mismo cursó los estudios humanísticos. En el 2012 empezó los estudios de filosofía en Roma. Durante sus prácticas apostólicas ayudó como auxiliar de una gira de promoción vocacional en México. De vuelta a Roma en el 2017 estudió una maestría en filosofía y tres años de teología en el Ateneo Pontificio Regina Apostolorum.

Últimas noticias
Categorías
Skin Color
Layout Options
Layout patterns
Boxed layout images
header topbar
header color
header position